Desayuno de Socios

Jueves 29 de Septiembre | Buenos Aires | 2011

Expositores: Alfredo Gutiérrez Girault y Rubén Vales
Orador invitado: Juan J. Cruces, Decano, Escuela de Negocios Univ. Torcuato Di Tella

Tenemos todo el primer semestre con datos oficiales.
En el segundo semestre la producción de bienes creció más del 6%, en tanto la de servicios, más del 9%.
Industria manufacturera y construcción han tenido la mejor performance, según datos del Indec, creciendo al 13%.
Agricultura y ganadería cayeron 5%, a precios constantes.
Fuerte crecimiento de la importación de bienes y servicios, e inversión bruta fija creció 24%.
El índice de precios implícitos dio nada menos que 20,1%.
En el segundo trimestre, el crecimiento de los precios habría sido levemente inferior al del primero.
Importante crecimiento en la inversión, aunque con mayor énfasis en equipo durable e importado. Hoy la inversión en equipo durable supera ya levemente a la de construcción: 51% contra 49%.
La productividad de inversiones en construcción es mucho más baja que de las inversiones en equipo durable.

Seguimos creciendo, si bien existen tendencias y expectativas macro que están cayendo.
Se estaría produciendo, en los próximos meses, una desaceleración de la actividad económica.

La pregunta es si seguimos con el viento de cola… o el ventilador se nos ha plantado frente a nosotros.

Latinoamérica crecería un poco por encima de las economías desarrolladas, aunque bastante por debajo de los países asiáticos.
En nuestra región predomina la baja calidad de la inversión.
La aversión al riesgo afecta a los flujos de capitales en nuestra región. Hay una baja importante respecto de años anteriores.
Vivimos en una especie de estrecho desfiladero, contexto en el cual resulta difícil hacer política económica.

Brasil multiplicó por 6 sus reservas en 10 años.
Argentina tiene hoy uno de los crecimientos de reservas más bajos.
América latina está sin embargo, dada su historia, en una etapa de crecimiento alta. Aunque mostrando ya detalles de moderación que irían acentuándose en los próximos meses.
La inflación es baja para la mayoría de los países, aunque ha aumentado un poco en los últimos meses.
La región está bien. Pero peor de lo que estaba hacia el 2007.
Todo está desacelerándose, hacia adelante.

La tasa de crecimiento de Brasil está yendo para abajo. De la misma manera que las tasas tendenciales de muchos países, entre ellos los Estados Unidos.
La brecha que debería cerrar EE.UU. es de 10 puntos.

Nuestra región está en una situación fiscal más débil que en 2007.
Chile está en déficit. Tampoco Colombia está muy bien, ni México. Aunque la situación general de la deuda no es grave.
En 2009, la inversión directa en Brasil cayó un tercio. Perú está claramente peor que en 2007. Y Argentina tampoco ostenta los mismos números.

La región sigue mostrando buenos números de deuda, mucho mejores que sus números históricos de endeudamiento.
La ocupación mejoró en Brasil y en la Argentina.

El gasto público argentino “está volando”: 42% en agosto de 2011 con respecto a agosto de 2010.
En los primeros meses, recursos crecieron 31%. En agosto, 28%.
La cuenta corriente, cada vez “más flaquita”. El año cierra en equilibrio.
Banco Central vendió 65 millones de dólares por día. Contra 45 millones de meses anteriores.
El crecimiento de depósitos privados en pesos cayó levemente en los últimos días.

Juan José Cruces

La economía lleva siete años de crecimiento, con más del 7,6% acumulado anual.
Se dice que Kirchner “tuvo mucho más suerte” que gobernantes anteriores bajo cuyas gestiones también creció la economía. Pero Brasil y Chile crecieron 4% en el mismo período en que Argentina creció 7,6%.
Esto piensa gran parte de la población… es lo que uno ve en la calle.

Hay otra historia: altos precios de exportación, alta inversión en la década de los ´90 y una alta capacidad ociosa en 2001.
A la gente le cuesta mucho digerir las explicaciones de los economistas.
El desempeño actual no necesariamente se debe a que este gobierno sepa hacer mejor las cosas que sus vecinos.
Argentina es 0,4% del PBI mundial, Brasil es 2,2%.
¿Cómo le ha ido al mundo en estos últimos diez años? Crisis al margen, ha venido ayudando bastante al crecimiento de nuestra región.

La política económica está repleta de efectos intertemporales.
Desinversión en sectores claves que hacen a nuestra capacidad de seguir creciendo. Y hubo daño en la estructura institucional, al no respetar el derecho de propiedad.
Nuestra reputación como país receptor de inversiones ha sido dañada, así como la credibilidad en estadísticas públicas y el patrimonio del sistema jubilatorio.
Todos son daños que alguien va a tener que pagar.

El precio de nuestros activos de bienes de capital descuenta información respecto del futuro.
Usar precios de activos financieros para complementar la “mejor tasa de crecimiento de los últimos cien años”, según dichos del gobierno.

Sede Central:
Filial Córdoba:
Filial Rosario:
Filial Mendoza:
Filial Tucumán:

Fase Comunicacional